Mi madre ya manda audios

Mi madre sabe mandar notas de voz. Pausa dramática. Conmoción entre el público. Pues sí, es lo que me faltaba. Imagino que alguien más habrá como yo, que se compadezca un poco y sea conocedor de la trágica situación que estoy viviendo. La movida es que estás tranquila y feliz llevando tu vida y haciendo tus cosicas y de repente, zasca, audio de siete minutos que te llega. Así, sin vaselina ni nada. Yo al principio me asustaba. Me decía: “escúchalo, escúchalo pronto Alma que aquí pasa algo gordo”. Dejas de hacer loqueestéshaciendo para atender ipso facto la llamada de tu progenitora. Pero vaya, cuando ‘algo gordo’ te vas dando cuenta de que es ‘hoy me ha costado aparcar un montón’ o ‘he comprado sábanas nuevas porque ya tocaba’, el caso es que te relajas. Te relajas y los oyes por encima, o los pones en plano fondo, como si fuera la COPE, que pasas del tema porque sabes que la mitad de cosas no te interesan. Yo sé que ella lo hace porque ‘llamar cuesta dinero y mandar audios es gratis’. Si sí. Si está claro mamá. Pero tampoco puede una ir por el mundo con los cascos puestos como si estuviera oyendo el Getafe-Huesca y le fuera la vida en ello. O peor, la moda esta de ir con el iPhone pegado a la oreja con el volumen mínimo para no molestar (otra cosa no, pero educada soy un rato)  y caminar igualito que el Langui (que me cae muy bien, todo sea dicho de paso).

En fin, que la tecnología nos hace avanzar y todo lo que tú quieras, pero desde aquí hago un llamamiento público a Whatsapp y le propongo que cierre las compuertas de la aplicación para las madres a partir de las diez de la noche, por ejemplo. Por el bien de esta nuestra comunidad.

**

Instagram, Twitter, Snapchat, Facebook, YouTube @soyLaForte

Related article
2 Comments
  1. Risas mil. Ya sabes que soy fan de tus pergaminos.

leave your comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *